Inicio de la VII Bienal de Arquitectura del Caribe



Eusebio Leal Spengler, Historiador de la Ciudad de La Habana, dio la más cordial bienvenida a los delegados a la VII Bienal de Arquitectura del Caribe, que desde el lunes 19 y hasta el 22 de octubre tiene como sede la capital cubana. En el Palacio de los Capitanes Generales, hoy Museo de la Ciudad, Leal explicó que “va creciendo por la obra de muchos, y también la nuestra, un concepto claro del valor de la ciudad y de la Ciudad de La Habana en particular, como gran obra no solo de la arquitectura sino también del urbanismo; ambas cosas se complementan”. En sus palabras, el Historiador reseñó a los participantes del evento las obras en las que se trabaja dentro y fuera del Centro Histórico. Mencionó la Casa de las Tejas Verdes, en Quinta Avenida, habilitada con la más moderna sala de conferencias y de navegación para los arquitectos que se interesan por las edificaciones modernas y contemporáneas, “que va a ser la vocación de la casa”. “Del lado acá concluyen los trabajos en el edificio ecléctico del siglo XX, el antiguo Casino Español ubicado en el Prado que se convertirá en una gran sala de conciertos; los primeros almacenes del puerto de la Habana se terminan este año devenidos en un gran centro cultural y artesanal”, aseveró.


Asimismo, el Doctor Leal afirmó: “Se reconstruye también el tejido social que es lo más complicado. El Centro Histórico es un laboratorio experimental, en el cual se pone a prueba el debate. Primero, si es posible coexistir restauración y orden ideal, casi utópico de una ciudad con equilibrios culturales, sociales, económicos y la familia. Quizás la Plaza Vieja será el lugar más ejemplar en este sentido. Se termina en diciembre el planetario astronómico más importante que hay en esta latitud del mundo”. Los delegados a la VII Bienal de Arquitectura del Caribe conocieron, además, que el proceso de restauración de la parte más antigua de la ciudad cuenta con una fuerza de trabajo de casi 3 000 constructores en 102 obras que se ejecutan actualmente: “Más de 200 arquitectos e ingenieros trabajan en la conservación del Patrimonio en distintas especialidades”.

Por último, como preámbulo de un recorrido que realizaron los participantes al evento, el Historiador exhortó a los visitantes a no observar las obras de restauración con ojos judiciales sino con ojos de la razón, y sobre todo, “con ojos de amor, porque la arquitectura requiere mucho de eso”. Conferencias, exposiciones y conciertos incluye la agenda de trabajo que por estos días desarrollan los participantes en la Bienal de Arquitectura, bajo el lema “El Caribe que nos une”.


Tomado de Habana Radio
1 comentario

Entradas populares de este blog

Rehabilitación de “San Ignacio, 360”. Plaza Vieja, Habana Vieja.