Proyecto de ampliación de la Biblioteca de la Casa de las Américas

CONCEPTOS DEL PROYECTO
El proyecto que presentamos hoy, mantiene en sus esencias los mismos principios que originaron la propuesta del proyecto ganador del Concurso Visión 3.

La torre y el concepto del “thesaurus”.

Uno de los componentes relevantes del conjunto, es la torre que almacena los fondos bibliográficos de la Casa de las Américas. Este elemento arquitectónico, esbelto y de trece plantas, se ha concebido como un cofre o “thesaurus” que guarda, a la manera de los templos griegos, los tesoros más importantes de la espiritualidad de una cultura dada. De esta manera, este elemento se convierte en una de las metáforas más importantes del nuevo proyecto.

La envoltura de la torre es de un alto valor simbólico, se ha diseñado con dos tipos de pieles. La primera, es un límite funcional que define y protege los locales de almacenamiento de los fondos bibliográficos; la segunda es una envolvente ventilada en acero cortén, que además permite el refrescamiento de la piel interior. Este segundo límite se ha diseñado como lámina perforada por múltiples formas tipográficas, que forman nombres, en homenaje a los principales intelectuales y artistas de América Latina. Para hacer esta obra artística se ha invitado como colaborador al artista y escultor José VillaSoberón, de amplio prestigio en el panorama cultural y artístico del país.

La entrada y el vestíbulo concebidos como un gran jardín.

Para cumplir con las regulaciones urbanísticas de El Vedado, como ya se ha mencionado, el vestíbulo que conecta las dos casas patrimoniales de Línea y G y de G y 9, se ha diseñado como un gran jardín cubierto. El mismo se separa de las dos casas laterales para respetar el concepto de lotificación del barrio y la proporción del lote, manteniendo la elegancia de la estructuración de El Vedado. El vestíbulo conector se proyecta como un espacio transparente y vegetal, que es consecuente con las características del barrio en cuanto a la presencia de jardines y áreas verdes y a la permeabilidad de las manzanas urbanas.

El arte como expresión de la riqueza del patrimonio cultural que atesora la Casa de las Américas.

Además de la envolvente artística de la torre de almacén, se ha concebido en el vestíbulo jardín un cubo de vidrio suspendido sobre la vegetación, elaborado como una gran escultura contemporánea. Este cubo de vidrio, de seis metros de lado, guarda una representación de la colección Premios de la Casa de las Américas, elaborado artísticamente, tal como se ve en las imágenes. Este cuerpo estará iluminado con las técnicas de LEDS y funcionará como una gran lámpara símbolo del tesoro bibliográfico y espiritual que guarda la Casa.

DESCRIPCIÓN DEL PROYECTO

Consecuentes con el programa elaborado para el concurso Visión 3 y enriquecido por la actualización de criterios técnicos funcionales, presentamos esta solución de proyecto que igual a la propuesta que le dio origen, plantea la creación de un conjunto funcionalmente coherente, a partir de la intervención en las dos casas existentes, sin afectar la individualidad de las mismas y su imagen como exponente importante de la arquitectura de El Vedado.

Este complejo funcional se compone de tres partes principales:


3.1 Casas existentes.
Indagando en los valores patrimoniales específicos de cada una de las casas, podemos afirmar que ambas poseen un valor arquitectónico indiscutible en el contexto de su ubicación. Situadas en la Avenida de los Presidentes, una de las principales de El Vedado, contribuyen a la imagen ejemplar del urbanismo que prestigia este sitio y a la Ciudad de La Habana.

La propuesta de remodelación respeta la imagen arquitectónica y la estructura funcional de las dos casas. En la casa de G y 9 se han eliminado adiciones de etapas posteriores a la construcción original que afectaban notablemente sus proporciones y sus detalles decorativos. Se propone rescatar en su remodelación la calidad de su diseño de origen, sus detalles artesanales, así como el uso de materiales que poseen un buen envejecimiento.

Para alcanzar las superficies necesarias del programa sin afectar el equilibrio del conjunto, se han ubicado en sus cubiertas dos volúmenes que ocuparán locales de ampliación, muy retirados de sus líneas de fachada y con acabados en paneles de aglomerado de madera, cubiertas metálicas y cierre de vidrios compatibles con el resto del diseño de las partes nuevas.



3.2 Vestíbulo de entrada.

Ubicado en los terrenos intermedios de lo que fueran los laterales de estas edificaciones, se propone la construcción del vestíbulo de entrada a la biblioteca a través de un elemento conectivo.
Este espacio es uno de los componentes más importantes de la nueva edificación. Como se ha expresado se sitúa entre las dos casas como módulo de conexión y entrada principal a la biblioteca. Es un espacio cubierto muy abierto al exterior, no climatizado artificialmente, que se ha limitado hacia el jardín exterior, con louvers horizontales y cierres parciales de vidrio que permiten la ventilación natural y la comunicación del jardín exterior al interior. Mantiene la imagen de los lotes originales al expresarse como un espacio desmaterializado y subordinado a la tectónica de las casas aledañas.

Alineado a las dos casas existentes, separándose lateralmente de las casas 1.20m de ancho, resalta la individualidad de cada lote. Se ha diseñado para este espacio una gran cubierta que vuela sobre la línea de fachada, haciendo clara referencia a la regulación mandatoria de El Vedado, que obliga a las edificaciones a enfrentarse a la calle mediante una franja de cuatro metros de portal.

Como elemento emblemático de este espacio se propone la instalación de un cubo de vidrio, suspendido a tres metros del suelo, contiene en su interior un conjunto volumétrico de material translúcido “como paquetes de libros” referencia al patrimonio bibliográfico de la Casa de las Américas. Este cuerpo cuelga de la estructura principal de la cubierta y está formado por aristas y perfiles en acero y cierres de vidrio.

Solamente bajo él y a la entrada de la recepción se considera climatización artificial, como forma de ser consecuente con los requisitos técnicos que exigen la conservación en adecuadas condiciones de los libros: La temperatura a la que se almacenan los libros en la torre sólo puede ser sobrepasada por dos grados en las áreas donde éste entra en contacto con el usuario. La solución de cierre para la climatización del cubo flotando en el espacio, se ha propuesto mediante cortinas de inyección de aire.

Al fondo de este vestíbulo se encuentran la recepción y los accesos: hacia la derecha al catálogo digital y hacia la izquierda a los ascensores que dan acceso a los tres pisos de las casas y al café literario en el piso trece de la torre. Ha contribuido a este diseño el aprovechamiento de la orientación de su fachada principal (Noreste) que por un lado permite eludir el asoleamiento en las horas críticas del día combinando a la vez la incidencia de la brisa diurna.




3.3 Edificio para conservación de los fondos “thesaurus”.

Aunque se han considerado espacios de reserva de almacenamiento en la ampliación del tercer nivel de las casas existentes; se ha diseñado especialmente para este fin un edificio de trece niveles, no expresados al exterior, sobre una planta rectangular. Es en el conjunto, uno de sus componentes fundamentales, cuyo diseño toma como referencia la imagen del “thesaurus”, pequeño edificio que guardaba los tesoros más preciados de los recintos rituales helénicos. La necesidad funcional de regular la entrada de luz natural en estos espacios dedicados a la conservación de los fondos, permitió crear un cuerpo cerrado, protegido con una envolvente o piel ventilada, que lo protege térmicamente. La iluminación natural será controlada mediante pequeñas aberturas, casi siempre cerradas al exterior, ya que los ambientes de luz natural son nocivos para la conservación de los fondos bibliográficos.

Su expresión exterior está ligada al resto del conjunto por el uso de paneles de apariencia de madera y el acero cortén como materiales de acabado. El conjunto final, surge del criterio de considerar la imagen acabada, como un diálogo equilibrado entre lo nuevo, como acción contemporánea no impositiva, y lo patrimonial que distingue la singularidad de lo preexistente.



BIBLIOTECA CASA DE LAS AMÉRICAS:
CASA DE LAS AMÉRICAS Y MINISTERIO DE CULTURA
AV. DE LOS PRESIDENTES ENTRE LINEA Y 9
EL VEDADO. LA HABANA. CUBA

PROYECTISTAS PRINCIPALES:
ARQ. JOSÉ ANTONIO CHOY
ARQ. JULIA LEÓN
ARQ. ADRIANA CHOY
DI. ANTONIO VILLAR
ARQ. ALEXIS SILVA

EQUIPO DE ARQUIETCTURA
ARQ. RAFAEL ALEAGA
ARQ. SANDRA BECERRA
ARQ. ISLAY MARTÍNEZ

ARTISTA INVITADO:
JOSÉ VILLA SOBERÓN

Tomado del blog “Arquitectura en Bici” 

Artículos relacionados:

Publicar un comentario

Entradas populares de este blog

Rehabilitación de “San Ignacio, 360”. Plaza Vieja, Habana Vieja.