Mosaicos en La Rampa (I)


René Portocarrero


"Arte en la Rampa I"

La Rampa es uno de los ejes urbanos más importantes de la ciudad de La Habana. Agrupa un conjunto de edificaciones y áreas de uso público de importante valor arquitectónico, urbanístico e histórico. Desde el punto de vista urbanístico constituye una articulación y a la vez una transición, entre el barrio tradicional de Centro Habana y Habana Vieja con la ciudad moderna que se comenzó a levantar a partir del desarrollo de El Vedado.

En Octubre de 1963 se celebró en La Habana el VII Congreso de la Unión Internacional de Arquitectos (UIA-63), el primero realizado en América. Por ese motivo se realizaron un conjunto de acciones urbanas encaminadas a enriquecer la imagen de La Rampa. Entre las más importantes se encuentran la construcción del Pabellón Cuba, la transformación de la funeraria Caballero en Casa de Cultura, la construcción de dos paradas en el Coppelia, la construcción de la fuente de la cascada de 23 y Malecón y la remodelación de sus aceras con la inclusión de mosaicos de importantes artistas cubanos. Para participar en la renovadora experiencia de la arteria fueron convocados prestigiosos arquitectos, ingenieros y artistas. Algunos de los principales plásticos cubanos de esos años aceptaron la convocatoria de engalanar las aceras.

Los mosaicos artísticos de La Rampa fueron realizados en granito integral por la empresa cubana “ORNACEN”, con la intervención de los arquitectos Fernando Salinas y Eduardo Rodríguez. Son 15 diseños originales de algunos de los artistas plásticos más significativos de la época que se van repitiendo desde la Calle J hasta la Calle Infanta, alcanzando la cifra de 180 mosaicos.

Wilfredo Lam


Hugo Consuegra


Sandú Darié


Raúl Martínez


Mariano Rodriguez


Luis Martínez Pedro


Luis Martínez Pedro


Guido Llinás


Cundo Bermúdez


Antonio Vidal


Antonio Quintana


Antonia Eiriz


Salvador Corratge


Amelia Peláez


Por: Arquitecto Cheo Malanga
Fotos: Sargento Arencibia
Tomado del "Imparcial Digital"

Comentarios

Anónimo ha dicho que…
Hermosos, cuantas veces habré caminado por ahi !! Ya habia visto este articulo en El Imparcial pero no esta de mas recorrer de nuevo esta obra.

Fecons coincide con la Feria Internacional de la Habana o ya no la realizan?

El restaurante Las Ruinas me trae muy lindos recuerdos de mi niñez ! Sobre todo el olor a helechos. En el año 2000 fui a una boda ahi y arreglaron uno de los salones espectacularmente con luces y el juego de la edificiacion, maravilloso.

Disculpa que comente 3 post en 1 pero no estaba por aca estos dias. Saludos !!
RCI ha dicho que…
Si, la íntervención en La Rampa en los años 60 coincidió con uno de los mejores momentos de la arquitectura cubana, quise traer este magnifico trabajo del amigo Cheo, para complementar los demás artículos que se han publicado aquí sobre aquel mitico congreso de la UIA-63, que motivó varios de estos proyectos.

La Feria de la Habana (FIHAV) se sigue haciendo, pero en noviembre más o menos, es en ExpoCuba y abarca casi todo, FECONS es más especializada en la construcción, y va en la dirección, como en el resto del mundo, de hacer las ferias más concentradas en un tema, lo que beneficia al expositor y al visitante especializado.

Pues que bueno que pudiste ver "Las Ruinas" en todo su esplendor, y me alegra saber que ese juego de luces y sombras que se crea durante el día, es también, por otras vías, aprovechable por las noches
NeoPataphysics ha dicho que…
Muy hermosos estos mosaicos sobre los que muchos caminamos una y mil veces. Gracias a este artículo puedo conocer la autoría de los artistas representados ya que algunos son bastante difíciles de "reconocer". Yo que nací en el 63, tuve la suerte de conocer personalmente (por mis padres, ellos mismos pintores/escultores) a algunos de ellos.

Coincide con el artículo la casualidad de que estoy ahora mismo (desde octubre) en Eslovaquia como artista desarrollando un proyecto que incluye algo muy parecido a lo de La Rampa. Un grupo de artistas que colocarán sus obras reflejadas en unas planchas de metal, a lo largo de un "malecón" de la ciudad a orillas del azul Danubio, Stúrovo-Párkány. Muchas gracias por el Post.

1rey
Daphne Rosas ha dicho que…
Recuerdo muy bien la entrada, hace unos meses, del Arq. Cheo acerca del tema. Después visité la Habana y al pisar sobre estos mosaicos pensé: se ven mucho mejor que en las fotos! Y así es, definitamente contituyeron una adición magnifica a La Rampa.
lapiz y nube ha dicho que…
Muchas gracias. No me ha sido facil identificar a los autores de las obras, asi que agradezco mucho que los nombres.
Saludos. Es siempre muy grato pasar por aca.
Unknown ha dicho que…
http://javiermiyares.com/2007/06/04/hugo-consuegra-cuban-master-of-abstractionism/
hugo consuegra fue el artista que hizo este mosiaco :)
RCI ha dicho que…
Gracias por la aclaración Steven, ya está arreglado ;)
micuba2004@gmail.com ha dicho que…
Muy oportuno el artículo, un grito de alerta en medio del silencio en torno a la manera en que ese patrimonio cultural se está deteriorando, me atrevería a decir incluso, robando. Ya han desaparecido algunos y los "arreglos" que se han hecho cuando la acera se ha deteriorado son un horror que atentan contra el hermoso conjunto. A denunciar eso para salvar la cultura. Fidel dijo que si se salva la cultura se salva el país. Creo que si se recuperó el famoso mural de Amelia Pelaez en el Habana Libre, no hay excusas para no hacer lo mismo con las aceras de La Rampa. A propósito del Habana Libre, también había un lindo mural en el costado de 23, justo debajo del restaurante Polinesio y encima de las oficinas que hay ahora allí. Pero se sustituyó por un cartel y nunca más. Quizás hasta pocas personas se acuerden de esa obra de arte. A lo mejor también se puede reproducir como el del frontal.

Entradas populares de este blog

Silent Witnesses: Modernity, Colonialism, and Jean-Claude Nicolas Forestier's Unfinished Plans for Havana

Julia León Lacher, en "Hablando de Espacio".